El pago anticipado de la deuda evita pagar al año casi 300.000 euros

Los presupuestos municipales de 2017 están en su fase final con las últimas reuniones entre los responsables de las diferentes áreas del consistorio santjoaner. La puesta en común, el análisis de las necesidades y comprobar que se están cubriendo las carencias detectadas son fundamentales para dar paso a su aprobación.

Estos presupuestos superarán, tras años de recortes, la inestabilidad financiera que nos permitirá liberarnos del Plan de Ajuste municipal aprobado por el Partido Popular en el año 2012, y cuya situación no ha podido revertirse antes dadas las obligaciones económicas asumidas para la reurbanización de la Font.

El esfuerzo en gestión eficiente realizado en general por las concejalías (como la nueva licitación del contrato de suministro de energía, que supone un ahorro de 127.000€), ha permitido que desde Hacienda se incrementen las partidas destinadas a becas, mantenimiento de los centros educativos, servicios sociales y aquellas inversiones destinadas a la mejora del estado del municipio.

Ante este nuevo panorama, sorprenden las declaraciones de la responsable de Cultura que afirma la poca implicación de Hacienda en sus necesidades, cuando este año su presupuesto asciende en un 10%. Cabe recordar que hace apenas pocos meses, la concejala destacaba que Sant Joan “encabeza la lista de inversión de Cultura por habitante” en la provincia de Alicante, tras el informe del Ministerio de Hacienda que establece que el municipio destina una media de 80,32 euros por vecino.

Más sorprenden si se tiene en cuenta que, en Participación Ciudadana, de los 14.400€ presupuestados el año anterior, ha dejado sin gastar casi 7.000€. Tampoco se puede decir que el pago de la sentencia de la SGAE implica un menor margen de actuación, porque no se ha restado de Cultura, sino del fondo común de todas las concejalías del Consistorio.

“No podemos caer en declaraciones impulsivas y gratuitas que sólo buscan desplazar responsabilidades. Siempre hemos reclamado una apuesta por la Cultura y entendemos lo importante que es invertir en ella, pero no se puede culpabilizar a terceros de la responsabilidad que tiene uno de gestionar correctamente sus áreas. Y menos aún utilizar el esfuerzo que se está haciendo en el pago de la deuda como causa de las OPAS, porque no tiene nada que ver”, afirma el concejal de Hacienda Llorenç Román. Gracias al pago de más de 2 millones de euros como avance de la amortización de la deuda con el remanente de 2015, se evita pagar al año casi 300.000 euros en préstamos e intereses, dinero que puede destinarse a políticas públicas y mejorar servicios municipales. Es ridículo, por tanto, hablar de políticas de derechas.

Llorenç Román hace hincapié en que entre sus competencias se encuentra el seguimiento y control de la ejecución de los presupuestos, por lo que la propuesta para 2017 tiene en cuenta las necesidades de cada una de las áreas. “Comparamos los ejercicios anteriores, estudiamos su evolución y hacemos una labor de consulta con

los diferentes regidores, pues para aprobar estos presupuestos necesitamos de la aprobación y consenso de todos los grupos”.

Arxivat en: Economia i Ocupació, Local

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà. Els camps necessaris estan marcats amb *