Compromís cuestiona el gasto de 5.000€ por la campaña comunicativa de Alcaldía

El grupo municipal Compromís per Sant Joan ha presentado por registro las preguntas realizadas el pasado pleno de octubre sobre la campaña comunicativa realizada por RedCO3, una empresa externa contratada por Jaime Albero con el fin de proteger su imagen ante el riesgo de huelga de limpieza y basuras. Dichas preguntas no fueron contestadas por el primer edil que se escudó en la documentación existente.

Tras el análisis de la memoria y los informes a los que el grupo ha tenido acceso, el concejal Sergio Agueitos cuestionó la existencia de una segunda línea de trabajo que, tras la desconvocatoria de la huelga (valorada por la propia empresa como “rotundo éxito”), parecía no ser necesaria, pero que finalmente se facturó.

Por otro lado, se detallaron servicios como el establecimiento de un sistema directo y bidireccional con la ciudadanía, material off-line, “memes”, servicio fotográfico o la redacción de notas de prensa que no constan. Además, el poco material aportado no cumple con los mínimos criterios de calidad y profesionalidad que requieren estos servicios.

Agueitos hizo hincapié en la metodología seguida, pues parece no haberse desarrollado un plan de comunicación (con un análisis del entorno, una estrategia a seguir, valoración de recursos disponibles, planes de acción, calendarización, público objetivo o evaluación, entre otros aspectos) ya que lo único que se ha aportado son conversaciones de whatsapp entre alcaldía y la empresa.

Otra de las cuestiones fue el cómo y cuándo llegó a conocer el equipo de gobierno esta empresa, cuya sede social se encuentra en Ourense y no cuenta con una página web, después de que en varios medios de comunicación se relacionara a su máximo responsable con el Partido Socialista y su cercanía con el secretario local del PSOE de Sant Joan, Pablo Celdrán.

El concejal de Compromís, Sergio Agueitos, valoró la memoria presentada como insuficiente, poco profesional e impropio de un trabajo que asciende a 5.000€. Asimismo, emplazó al equipo de gobierno a completar la documentación, si existe, ya que lo aportado no justifica dicho gasto. Añadió también que no queda claro si el trabajo de comunicación lo realizó realmente la empresa o fue fruto del trabajo de los asesores municipales bajo las recomendaciones de la misma, puesto que no se produjo un cambio significativo en la comunicación durante esas semanas.

“Desde el primer momento vimos gestos cuestionables y poco transparentes en su contratación, por lo que dimos parte a los órganos competentes. Ahora vemos un trabajo basado en órdenes vagas y muy generales, impropias de una dirección comunicativa profesional. Nos gustaría saber si el equipo de gobierno piensa pagar 5000 euros por este servicio de dudosa profesionalidad” concluyó Sergio Agueitos.

La nostra aposta en dos anys

Eixim al carrer a explicar la nostra gestió a l’Ajuntament de Sant Joan. Han estat més de 2 anys de polítiques valentes, d’una aposta per la bona gestió, una ciutat sostenible i per a les persones i per la diversitat dins de la igualtat. Continuarem treballant per això i molt molt més!


Compromís deixa l’equip de govern

A Compromís ens hem vist obligats a prendre una decisió difícil. Una decisió que ha sigut inevitable a causa de les dinàmiques abusives del senyor Alcalde que nosaltres no podíem continuar recolzant. Una decisió barrejada i molt reflexionada des de fa temps que complix amb la nostra convicció de fer un Sant Joan millor, lluny de polítiques personalistes, interessades i no consensuades que sempre hem denunciat.

Sessió plenària de setembre de 2017

Sessió plenària de setembre on Compromís va anunciar la seua eixida del govern

Arran els resultats electorals de maig de 2015, el nou escenari polític de Sant Joan va donar la possibilitat de formar un govern plural basat en el diàleg i el consens. Compromís va apostar decididament assumint una gran responsabilitat i un paper actiu en la reconstrucció del municipi i els seus comptes. La nostra presència ha estat fonamental per reordenar les prioritats urbanístiques del nostre poble, millorar la seua gestió financera, recuperar la gestió pública del servei de neteja d’edificis públics, apostar per les polítiques igualitàries, mediambientals, la participació i, en definitiva, per una gestió honesta, pròxima i rigorosa dins d’una aposta per un municipi sostenible i que mira al futur sense oblidar la seua pròpia identitat.

A pesar de tot l’anterior, portem pràcticament des dels inicis de la legislatura patint el despotisme del senyor Alcalde, que mai ha optat pel diàleg sinó per la confrontació, per fer ús de la seua posició política per pressionar, fugir del debat, manipular i jugar a esgotar els temps amb opacitat i la política dels fets consumats.

Des de Compromís entenem que un govern plural requerix una figura de consens, que aporte serenitat i que, respectant les divergències, sàpiga ser justa i dialogar amb totes les parts per tal de conformar un equip cohesionat que puga treballar pel nostre poble. Amb Jaime Albero només ens hem trobat, per a la nostra sorpresa, amb una figura intransigent i sense criteri incapaç de liderar cap projecte per a Sant Joan; una persona obsessionada pel control del poder que ha fet ús de la institució que governa de manera completament partidista i excloent amb la resta de socis del govern.

Ens trobem davant un alcalde que va demanar el vot a favor de la resta de forces polítiques per a després actuar durant la legislatura com si tinguera majoria absoluta, imposant sense diàleg els seus posicionaments i acusant d’obstaculitzadores les veus discrepants com la de Compromís, que ha intentat, dins la lleialtat institucional que pertocava, ser crític, honest i no entrar en esta dinàmica de submissió que ha pretés sempre l’alcalde.

Els últims mesos estes dinàmiques impositives i excloents s’han agreujat, arribant Albero a irresponsabilitzar-se de competències que li són pròpies, saltar-se els regidors competents de Compromís per tal de donar ordres contradictòries a funcionaris, desautoritzar públicament el treball de regidors del govern i boicotejar actes organitzats per les regidories que gestionem. Tot açò ha derivat en un deficient funcionament de l’equip de govern i un ús inadequat dels recursos públics i de les potestats municipals sense una preocupació per part d’Albero com a responsable màxim de la institució local.

Des de Compromís no ens hem resignat mai a funcionar d’esta manera i hem intentat sempre acostar postures, però ens hem trobat sempre amb una voluntat de confrontació i culpabilitzadora dels conflictes (l’objectiu no semblava buscar solucions, sinó culpables). La submissió a l’alcalde sense matisos ha sigut l’única opció damunt la taula.

Vistes les dinàmiques de confrontació constants, l’opacitat i autoritarisme amb els quals es pretén funcionar i l’aposta per dinamitar el consens, incomplir el pacte d’investidura i no respectar el repartiment de regidories, els regidors del grup municipal Compromís per Sant Joan presentem la renúncia de les competències delegades per continuar traballant per vosaltres amb honestedat, rigor i dignitat.

El alcalde premia la ineficiencia de la empresa de limpieza inyectando dinero público

Desde Compromís consideramos que la decisión que ha tomado el alcalde para evitar la huelga de trabajadores de la contrata de basuras y limpieza viaria, supone una irregularidad administrativa que no pone fin al problema de la limpieza municipal y que no solventa las necesidades de los trabajadores. Una decisión llevada a cabo desde la imposición, sin consenso, para pagar con dinero público lo que debe pagar la empresa contratada.

Esta maniobra exprés supone una nueva extravagancia de Albero que vuelve a demostrar su incapacidad de diálogo y su precaria manera de gestionar la administración pública. Es impresentable que se premie con un incremento de 100.000 € a una empresa a la que el Ayuntamiento ya destina 1.750.000 €, con una contrata que incumple su pliego de condiciones y que está siendo diana de quejas y denuncias vecinales por un servicio insuficiente.

No se puede hacer una modificación de la contrata de limpieza pública vaciando partidas presupuestarias en su beneficio. Si el alcalde de Sant Joan todavía no conoce cómo proceder, tenemos un problema. Un problema grave al que se suma la ineficiencia de un servicio que se sitúa entre los más caros de la provincia, con un 15-20% más que otros municipios asimilables al nuestro.

No obstante, mostramos nuestra gratitud por la desconvocatoria de la huelga, especialmente, ante una reivindicación tan legítima como la mejora de las condiciones laborales de unos trabajadores que han estado olvidados en los últimos años. Pero no podemos permitir que el alcalde utilice estas demandas como excusa para ampliar una contrata de una forma irregular que incumple los procedimientos administrativos necesarios.

Esta medida unilateral pretende modificar unos presupuestos -que deberían estar aprobados según el propio Albero el 5 de septiembre- sin el consenso previo necesario a la hora de tomar una decisión de tal magnitud. Unos presupuestos que, además, se han visto dilatados y polemizados por querer imponer un incremento del 8% de los sueldos de los concejales, vendiéndolos como una subida automática para engañar descaradamente a la gente. Si al señor alcalde le molesta que denunciemos públicamente las irregularidades de su gestión, podría probar a preocuparse por tomar medidas que no pongan en peligro el futuro de nuestro municipio.

Sin embargo, como reprimenda por hacer públicos sus intereses personales y mitigar la mala prensa de las gestiones de su grupo durante todo este tiempo (subida de sueldos, línea 38, iluminación de fiestas, limpieza o cambio de ubicación del mercado, entre otros), Albero decide eliminar los servicios de las competencias de Compromís utilizando como excusa la problemática de los trabajadores de FCC y, así, poder modificar el presupuesto unilateralmente. Por no entrar a valorar el uso partidista que está haciendo de las contrataciones de Avalem Joves para hacer una comunicación institucional personalista.

A Compromís no le costaría hacer un esfuerzo en beneficio de los trabajadores si realmente esta medida fuera legítima y equilibrada. Pero esta propuesta fraudulenta está buscando una nueva confrontación que nos obligue a aceptar imposiciones, convirtiéndola en un nuevo motivo para poner en riesgo la aprobación de los presupuestos municipales. Algo que no parece

preocuparle tras las constantes falsedades que ha vertido en los últimos meses sobre este tema (ahora están presentados, ahora no, ahora se aprueban, ahora no).

Su falta de proyecto político se traduce en cambios constantes de criterio y en una obsesión por el control absoluto del poder municipal, donde el único obstáculo para ello es Compromís. Un socio incómodo considerado una amenaza por no dudar en pararle los pies ante los abusos constantes a los que somete a este ¿equipo? de gobierno.

De igual manera que se preocupa únicamente por sus propios intereses, no iba a preocuparse ahora de los afectados de la contrata de limpieza sin aprovechar esa situación para venderse como el “salvador de los trabajadores” e imponer en su beneficio un presupuesto diferente al consensuado con todas las fuerzas políticas.

Una decisión que evidencia, nuevamente, su estrategia destinada a desacreditarnos, cuando en Compromís hemos trabajado duro por una gestión responsable de las cuentas públicas, por la apuesta por el diálogo, la colaboración y el consenso, que se han visto dinamitados por la voluntad autoritaria de un alcalde que no ha entendido que las mayorías absolutas se han acabado y que la pluralidad es una realidad enriquecedora.

El PSOE quiere imponer una subida de los sueldos a los concejales

Esta semana descubrimos que el motivo que ha llevado a retrasar la aprobación de los presupuestos municipales de 2017 era el interés por parte del grupo socialista en una subida del 8% en los sueldos de los concejales del Ayuntamiento de Sant Joan.

Esta idea ha estado presente constantemente en las negociaciones, pero entendíamos que la falta de consenso frenaría la propuesta, ya que desde Compromís siempre la hemos rechazado. Sin embargo, el Regidor de Personal, Manel Giner, ha querido imponer esta pretensión mediante el Anexo de Personal presentado a Hacienda que refleja dicha subida y cuya aprobación depende tanto de él como del alcalde. Una decisión que, como decimos, no cuenta con nuestro apoyo y que atenta gravemente contra el pacto de gobierno que dio el sustento a la investidura del actual alcalde.

Abrir este debate ahora es irresponsable y demuestra que la prioridad del PSOE no está destinada al bienestar de los vecinos y vecinas de Sant Joan, sino al propio interés económico de sus concejales. ¿Qué necesidad hay de poner en peligro la estabilidad del gobierno y poner en evidencia la poca predisposición en gestionar los recursos públicos de forma sensata?

En Compromís no podemos tolerar que los intereses personales estén por encima de las necesidades de los santjoaners i santjoaneres. Y menos en una legislatura caracterizada por fuerzas progresistas donde las partidas presupuestarias han estado secuestradas y cuyas inversiones se han visto limitadas. No podemos entrar en este debate cuando en las negociaciones sobre el pacto de investidura de 2015 ya se zanjó esta discusión. De hecho, el propio PSOE describió como “suicidio electoral” la posibilidad de plantear una subida de sueldo a mitad de legislatura. Entonces, ¿qué es lo que pretenden?

Además, el pleno del 22 de julio de 2015 refleja el acuerdo consensuado en lo que respecta al sueldo de los concejales. Y en lo que se refiere al SMI (3,5 el alcalde y 3,2 el resto de los concejales) presentado el 9 de julio de 2015, ya se desestimó por entender que no cumplía el pacto de gobierno al no producir un ahorro en las partidas de personal. Por lo tanto, no puede justificarse en ningún caso este movimiento en el último momento que pone en peligro, una vez más, la aprobación de los presupuestos.

No podemos aceptar que se descuiden las necesidades de Sant Joan. Con los casi 30.000 € al año que los socialistas quieren destinar a la subida de sueldos se pueden llevar a cabo pequeños proyectos dirigidos a la ciudadanía. Sin embargo, parece que prefieren destinarlos a llenarse los bolsillos. Y si para ello tienen que poner las cuentas municipales en riesgo y arrastrar al concejal de Hacienda, no dudan en hacerlo, pero nosotros no lo podemos permitir.

Denunciamos la deslealtad con la que se ha gestionado este tema capital para el municipio. La despreocupación constante se suma a la falta de compromiso, pues públicamente han llegado a decir que los presupuestos se aprobarían en junio y no ha habido voluntad. Ahora introducen esta propuesta convertida en el AS con el que han jugado a dilatar unos presupuestos para presionarnos y vernos obligados a aceptarla sin rechistar por no poder negarnos, pues negarnos a la subida de sueldos es votar que no a los presupuestos.

Unos presupuestos que apuestan por la inversión y la mejora de Sant Joan y que se han elaborado duramente mediante un trabajo de consenso, no pueden ponerse en peligro ahora por razones poco éticas y que no atienden al interés público. No vamos a entrar en un nuevo juego de presiones al que se están aficionando y que atenta contra el buen funcionamiento de un gobierno de cambio.

Esperamos que haya sido un error y que se presente un documento corregido. Si no, nos veremos obligados a tomar medidas.

BIENVENIDO Mr. IKEA  

Davant de les reaccions que s’han produït arran la sol·licitud d’oferir terrenys del municipi a IKEA, des de Compromís recordem que cal ser prudents i no fer demagògia amb un tema tan complexe com aquest.

Perquè a Sant Joan estem escarmentats i farts que hagem de pagar entre tots i totes empreses fastuoses, fruit de concepcions polítiques que confonen la funció d’un gestor públic amb la d’un especulador que juga amb diners de tots de manera irresponsable. Com a gestions recents, em venen al cap els més de 100.000€ per una piscina que no tenim, més de 300.000€ en un pla general que es va aprovar amb plantejaments caducs i els prop de 200.000€ que ens ha costat l’última ocurrència del Partido Popular amb l’operació fallida de la UCAM.

Costa creure com encara hi ha alguns que s’apunten al negoci de la mateixa manera que ho feia Manolo Morán en Bienvenido Mr. Marshall. D’igual manera, iniciar una guerra oberta als mitjans entre municipis jugarà en tot cas en contra dels nostres interessos.

No és seriós definir posicions davant una oferta que no s’ha produït i que, per tant, no sabem les condicions. Des de Compromís apostarem sempre pel progrés econòmic, però gestionant amb trellat i per una economia del bé comú que té com a objectiu general les persones sobre una base fonamentada i ferma; mai amb consignes sense substància i a costa dels diners públics com ha fet el PP.

A més, vistes com se varen dur a terme les negociacions a Alacant entre Sonia Castedo i el senyor Ortiz, pensem que la transparència és fonamental, i precisament en este sentit sorprèn que el Partido Popular siga qui demana una comissió i a més de caràcter privat. On estava eixe afany per consensuar i posar el bé del poble per damunt d’interessos partidistes quan se plantejà el Casal de la Setmana Santa o el projecte de la UCAM? Manipulació i cinisme ja sabem que els sobra. A més, la proposta presentada és tramposa en l’exposició de motius i té un plantejament fosc. No sap el PP que una comissió per tractar un tema d’interès públic només pot ser pública?

La gestió urbanística d’un municipi es regix per una normativa on ha de primar el bé col·lectiu i no els interessos de promotors particulars. Cal recordar el que ha passat amb el PGOU d’Alacant? Les converses fetes públiques on Ortiz donava ordres de com confeccionar el Pla General a mida dels seus interessos particulars? I el “se lo están regalando” d’este “empresari” en referència a les ofertes de sòl de Sant Joan i Mutxamel a IKEA en una gravació del Cas Brugal?

Evidentment que no podem deixar escapar les oportunitats, però la prioritat sempre serà per a Compromís i per a mi, com a regidor d’Urbanisme, la millora real de Sant Joan. Per eixe motiu posem per davant la promoció de les PIMES, un motor econòmic del municipi i que ací han sabut conviure amb les grans superfícies. On estan el PP i Cs per defensar el xicotet i mitjan comerç? Que no són els que més llocs de treball generen? No ens neguem a parlar amb IKEA però sí a fer d’IKEA una nova cortina de fum que intente tapar els 172.000 euros que ens ha costat la fallida UCAM.

Qüestions com quin seria el projecte d’IKEA per a Sant Joan, l’impacte econòmic real i les necessitats d’infraestructures que exigiria la seua implantació són elements a concretar que qualsevol força política responsable i de govern voldria saber abans d’emetre el seu vot. Per això, Compromís ha posat i posarà sempre per davant una gestió seriosa i responsable dels recursos públics, que pense en les persones i el seu benestar front l’oportunisme i l’afany de protagonitzar titulars a la recerca de rendibilitat política i electoral.

 

Les famílies aconseguixen ser més eficients gràcies a Llars Verdes

El programa ambiental de la Regidoria de Medi Ambient aconseguix reduir més d’un 20% en l’emissió total de CO2. A més, les famílies han experimentat un estalvi significatiu en el consum de llum i aigua.

Llars Verds és una iniciativa que aterrava a Sant Joan per primera vegada el passat mes de novembre gràcies a la Regidoria de Medi Ambient, amb l’objectiu d’aconseguir un canvi en els hàbits quotidians de les famílies participants i possibilitar el desenvolupament d’una vida diària més responsable i sostenible.

Durant sis mesos, un total de 15 famílies empadronades a Sant Joan (40 persones en total) han tingut l’oportunitat de desenvolupar habilitats per a l’optimització dels recursos energètics i així conéixer i comprendre tots els factors que influïxen en l’economia domèstica en relació a l’eficiència energètica.

El programa partia d’una visita a les vivendes, la realització d’enquestes i entrevistes destinades a elaborar propostes d’estalvi personalitzades amb les quals les famílies havien de treballar. A més, Llars Verds ha comptat amb cinc tallers dissenyats per a complir una funció lúdic-formativa mitjançant xarrades i activitats pràctiques. Les sessions estaven plantejades per a aprofundir en els diferents àmbits d’estalvi en el consum, centrats en l’energia, l’aigua, els residus, el consum i la mobilitat. Així mateix, diverses empreses especialitzades en cadascuna de les àrees han format part del procés d’assimilació dels coneixements adquirits en cada sessió i han oferit kits ecològics de regal.

Una vegada finalitzat el programa, s’ha comprovat que els resultats obtinguts han sigut favorables. Després de les propostes de millora i els canvis realitzats en les llars, el consum mitjà d’aigua ha descendit un 24%, la qual cosa suposa un estalvi mitjà en la factura de quasi 8€. En el cas del consum d’energia, s’ha produït una disminució del 10,5% de kwh mitjà de les famílies en comparar les factures entre 2016 i 2017. Però esta baixada no s’ha traduït en una disminució econòmica directa a causa de l’increment en el preu de la factura de llum de principis d’any. No obstant això, el programa ha aconseguit esmorteir la pujada amb un descens en el cost total en un 15%.

Per altra banda, un dels objectius del programa era el de reduir la generació de CO2 en un 10%. A causa de que la seua emissió pot relacionar-se amb el consum de qualsevol de les fonts d’energia i a la despesa d’aigua, els resultats revelen que s’ha produït una baixada en la generació de CO2 d’un 13% i d’un 25% gràcies a la disminució del consum de llum i aigua respectivament.

El regidor de Medi ambient, Sergio Agueitos, afirma que “els resultats ens indiquen que l’actuació i aplicació de mecanismes a favor de la protecció i el manteniment del medi ambient ens permet reduir el cost de la nostra factura. Hem complit els objectius amb resultats favorables i hem aconseguit un augment en el nivell de conscienciació i sensibilització mediambiental de les famílies, la qual cosa ens permet potenciar este programa en els pròxims anys”.

Seamos sensatos. Seamos responsables

Después de tener a disposición el presupuesto desde principios de año, nos sorprende que existan portavoces que afirmen no conocer el contenido del documento. No sabemos si es un despiste o fruto del desinterés. Pero una cosa está clara: lo que se ha presentado no es un borrador, son los presupuestos municipales de 2017 que ahora se encuentran en manos del alcalde para proceder a su aprobación. Un documento que ha sido contrastado durante meses con el resto de grupos, que cuenta con el respaldo de los técnicos y que supone la única propuesta posible que garantiza el buen funcionamiento de todas las áreas.

Más sorprendentes son aun las declaraciones de la portavoz de EUPV que lanza sin ningún tipo de pudor que los presupuestos no están consensuados con nadie. ¿Acaso no tiene recuerdo alguno de las reuniones que se han celebrado regularmente desde el mes de enero?

El área de Cultura es una de las más beneficiadas con la aprobación de los presupuestos. La sentencia que obliga el pago de 60.000 euros a la SGAE está contemplada con una partida que proviene del fondo común. Al realizar el pago con anterioridad a la aprobación del presupuesto, se ha tenido que hacer desde las cuentas de Cultura, quedando a cero por haber consumido la totalidad del importe de sus partidas en febrero. Con la aprobación del presupuesto, vuelve a disponer de ese dinero. No nos vale que eluda responsabilidades y mucho menos que las haga recaer sobre otros.

Asimismo, sobre el uso común de la Casa de Cultura y sus servicios, sólo hay que recordar que la mayoría de las áreas ponen a disposición partidas en beneficio al conjunto del consistorio, como la Limpieza o la brigada de Obras y Mantenimiento. Las concejalías no son compartimentos estancos y su gestión trasversal debe traducirse en beneficio a los ciudadanos. No podemos convertir las concejalías en Reinos de Taifas.

Por lo que respecta a las dudas sobre las partidas de Movilidad que le genera al portavoz del grupo socialista, debemos indicarle que no hay ningún error. Hemos visto en reiteradas ocasiones como la responsable del área de transporte se autoproclamaba concejala de Movilidad, pero este hecho no le otorga dicha delegación. La Concejalía de Movilidad no existe. Las competencias relacionadas en este terreno se han hallado siempre bajo la Concejalía de Urbanismo y Medio Ambiente. Obviamente, la movilidad no se puede desligar del modelo de ciudad desde el que se trabaja y la apuesta sostenible por el municipio. Documentos tan importantes como el PMUS (Plan de Movilidad Urbana Sostenible) se han confeccionado desde estas áreas y actividades como la Semana de la Movilidad se han organizado siempre desde Medio Ambiente. Repetir una mentira supone un engaño y genera confusión a la ciudadanía, además de constituir una deslealtad al documento firmado por PSOE y Compromís del reparto de competencias.

Finalmente, con respecto a la deuda, en ningún momento se pretende adelantar tal y como quieren dar a entender los socialistas. Si ellos pretenden retrasar el pago de la deuda, significaría pagar más intereses. ¿Cuál es la apuesta socialista exactamente? ¿Endeudarnos más para pagar más a los bancos? Nosotros apostamos por cumplir la legislación y no caer en errores que al final nos abocan a pagar más y a limitar nuestras inversiones y servicios.

Tras meses y meses esperando que el resto de grupos tuvieran el más mínimo interés en la aprobación de los presupuestos, hemos presentado la propuesta definitiva. De hecho, según muestran las declaraciones de estos últimos días, es satisfactorio por parte de todos los portavoces, por lo que determinadas declaraciones nos han parecido gratuitas, fuera de lugar, y con el único objetivo de tirar balones fuera. Somos conscientes de que se ha demorado mucho esta situación, pero debemos tener en cuenta que la responsabilidad de su aprobación es de todos.